La verdad

Ledi Shirley Cavalcante · Vigano (LC) Italia 

Juré decir siempre la verdad y de repente el código y todo lo que había formado parte de mi ética desde siempre se evaporó como la última gota de zumo de limón que baja por tu garganta fingiendo saciar una sed que volverá a presentarse antes de lo que imaginas… Justo cuando la última caja completaba su trayecto en aquella mudanza repentina porque la vida es una sola. Y porque el contencioso había sido extenuante y lo habíamos ganado… lo habías ganado tú. Mirando las cajas aún cerradas no pude no sentirme un payaso, un pobre desgraciado, víctima del amor. Aquella era sí la primera noche pasada en la casa en que deberíamos construir nuestro futuro, pero fue sobre todo el escenario donde tus palabras embriagadas de alcohol y de involuntaria sinceridad me revelaron que salvé a una asesina y me condené a mí mismo a prisionero de mi consciencia.

 

 

Queremos saber tu opinión