BIPOLAR

ISABEL FRAILE SANCHEZ · ARUCAS (LAS PALMAS) 

Cada sábado desde bien temprano acudo a una ONG de atención jurídica al ciudadano. Paso consulta como abogada. Gratis, claro. En mi enorme bolso, casi una maleta, llevo desde folios hasta el material telemático que necesito. En mi baremo personal anoto la cantidad de gente que acude a mi reducido espacio. Trato de contener la emoción ante una familia desahuciada, con los ancianos engañados por la entidad bancaria, con las mujeres maltratadas, con los mendigos que arrastran historias tan malolientes, como ellos mismos, en busca de beneficios sociales… El resto de la semana me maquillo, me visto de marca y acudo a mi gran despacho en el centro de la ciudad. Atiendo, con cita previa, a defraudadores, a banqueros y políticos corruptos, a narcotraficantes… Con ellos también trato de contener la emoción.

 

 

Queremos saber tu opinión