Sweet revenge

Ignacio Rubio Arese · Moralzarzal (Madrid) 

En su sexto cumpleaños, le regalaron el libro “Teo va al Tribunal Constitucional”. Él hubiese preferido “La herencia de la momia asesina”, pero sus progenitores no vacilaron con tal de fraguarle un buen futuro. En navidades, junto al abeto y las chanclas de Papa Noel, no le aguardaba el soñado juego de experimentos –¡ni siquiera unos miserables petardos para tirar en el parque!–. En su lugar, una caja con rótulo sospechoso: “Kit del pequeño jurista”, rezaba. Incluía una toga, un birrete y una edición infantil del Código Napoleónico. Desilusión tras desilusión fue gestándose la historia de Gerardito Gurméndez, el campeón más insólito, condenado por un implacable destino. Entró en el libro de los Records Guinness con la dudosa mención del abogado que había perdido todos los juicios en los que participó durante cuarenta años de profesión. Esa era su venganza.

 

 

 

Queremos saber tu opinión