FIESTA SORPRESA

INMACULADA LAX MUí‘OZ · ELDA (ALICANTE) 

La ansiedad que le generaba su inminente “fiesta sorpresa” de cumpleaños se le enredaba en los pulmones como un humo toxico. Tendría que poner ojos de plato mientras realizaba aspavientos, escuchando el aplauso atronador de sus compañeros de despacho. Y todo por un desafortunado accidente. La nueva pasante, desobedeciendo sus instrucciones, dejó sobre la mesa, a la vista de todos, su carné colegial. Fue cuestión de tiempo que alguien indiscreto mencionara su fecha de cumpleaños. Lo demás, vino rodado. Escuchaba a su paso los siseos, los silencios pautados y se dejaba caer, derrotada por los acontecimientos en un rincon, como un candado roto. Nunca se recuperaría de este golpe, ahora todos sabrían que cumplía tan solo veintisiete años. Tanto esfuerzo en parecer cuarentona para nada. Horas enteras fabricándose canas, disimulando curvas y ahora esto… Sabía que sus mejores clientes estaban invitados y si, tendría que asumirlo, volverían a llamarla “nena”.

 

 

Queremos saber tu opinión