DUDAS

CARLOS ORTIZ GARCIA-VASO · Murcia 

Menudo trajín. Mañana es el juicio y sigo sin tener definida la estrategia. Ni siquiera sé si podré esgrimir su responsabilidad. El testigo había sido muy preciso en su declaración. Cuando fue rescatado y el barco se hundía, partido por el temporal, pudo apreciar a través del ojo de buey que el Capitán se encontraba en su interior, y cómo lanzó una última mirada de orgullo por haber permanecido a bordo, cumpliendo con su deber y dejando que el mar lo arrastrara hasta el fondo. Lo mejor sería plantear el desistimiento, pero el armador insistía en reprochar su conducta para conseguir la indemnización por el valor de la nave. Lo siento. Tengo dudas. ¿Defender lo indefendible? Eso nos decían en la facultad, pero a veces me veo tan perdido, tan indeciso, que me gustaría tener el valor de aquel hombre para plantarme y saber perder… hundirme con dignidad.

 

 

Queremos saber tu opinión