MI CRISIS PARTICULAR

MERCEDES VIVANCO AVILA · Madrid 

Es el tercer recibo de la luz que me llega sin pagar. La compañía me va a cortar el suministro y tendré que irme a un hotel. No quiero regresar con mis padres al pueblo y que se enteren de mi situación. Estoy en números rojos, a la espera de un par de minutas por cobrar que me darían un respiro pero claro, los clientes también están tiesos y esto es una cadena. No pago la hipoteca, debo dinero a la compañía telefónica, a algunos restaurantes, no he pagado la contribución, tengo tres multas irrecurribles……..¡¨y si acabo en el banquillo por mis deudas¡€™!pero si soy una persona normal! !no soy un delincuente!. He hecho un pacto conmigo misma para mantener la calma pero mi cabeza bulle sin parar como una gaseosa zarandeada con un tapón imposible de sujetar.

 

 

Queremos saber tu opinión