Microrrelato imposible

Pedro Fernández · Getxo (Vizcaya) 

Mis vencimientos me acosaban, mis clientes requerían mi atención, mi mujer amenazaba con irse, dejándome a los niños; pero yo no era capaz de pensar en otra cosa. – Juicio, Bufete, Ventanilla, Conjunto, Esponja… Eran las palabras del mes de febrero para el concurso de microrelatos, y no conseguía iniciar ninguna combinación siquiera medianamente aceptable. Incluso en las vistas, ante Su Señoría, aprovechaba la exposición de la parte contraria para intentar hilar el texto ideal; algo correcto a la vez que llamativo, divertido pero elegante, acertado, interesante… Aquellas palabras me perseguían. Su sonoridad me hería entre otras miles al escuchar las noticias de televisión y sus contornos se me iluminaban con una claridad inquietante entre los textos del periódico, en las demandas, incluso en los nombres de las calles. Ya pasó febrero…, y no lo consigo. Los médicos dicen que me pondré bien. Yo disimulo, les sonrío, pero sigo intentándolo.

 

 

Queremos saber tu opinión