Una pequeña distracción

Elena Muñoz Colera · Jerez de la Frontera (Cádiz) 

Mientras el Perito de la acusación declara que la sustancia encontrada entre la verdura transportada por mi cliente era cocaína de la mejor, resuena en mi cabeza una y otra vez la voz de Carlos Gardel arrastrando apasionadamente la letra de aquel tango “…La noche que me quieras, desde el azul del cielo …” Es el Fiscal más guapo que he visto en toda mi vida. Sus ardientes ojos verdes, enmarcados en su anguloso rostro, dan una elegancia sin igual a esa toga que cae sobre sus hombros majestuosamente. De repente, interrumpe su interrogatorio, le miro, me mira, me sonrojo, me sonríe, me derrito, se levanta, salta por encima de su estrado, se dirige al mío, y nos fundimos en un beso interminable ardiente de deseo …

 

 

Queremos saber tu opinión