El primer cliente

Mariella del Riego Machado · Barcelona 

Tres meses después de licenciarme pasaba horas en el despacho jugando al buscaminas cuando una tarde de lluvia sonó el teléfono y una voz bronca y autoritaria me dijo: Soy Fernando Pinilla, le espero en mi despacho mañana a las diez. Sí, atiné a contestar cuando casi digo No, de nervioso que estaba. Y colgó sin más. ¿Sería el apodado «Jack Sparrow» de las finanzas mi primer cliente? En su despacho –del tamaño de Isla Tortuga- me hizo una oferta irrechazable y ahora soy el abogado más mediático del país, visto trajes, corbatas y calcetines de Armani y mis impecables alegatos, que desmontan cualquier indicio de culpabilidad ante la opinión pública en los turbios asuntos en que se ve implicado, son irrebatibles. Hace dos meses le arrestaron junto a mi padre, alcalde de Lindamar. Les han decretado prisión sin fianza. He preparado… Perdón, me llaman de Telecinco.Ya seguiré contándoles.

 

 

Queremos saber tu opinión