Juegos de niños

Antonio Díaz López · Petrel (Alicante) 

Harvey Dent, fiscal, interroga con un grueso código: “¿Niega que le atacó con nocturnidad y alevosía?”. El acusado, todo de negro: “Pero el payaso atracaba un banco…”. El fiscal le mira con la mitad quemada de su cara: “¡Le ha llamado payaso! ¡No es más que un hombre de negocios dedicado a las mudanzas! Aquella noche sólo estaba trabajando”. Ajustándose la capucha, el acusado protesta: “¡Pero mire su pelo verde! ¡Y esa cara blanca!”. Desde el banquillo, el Joker se ríe: “¡Dale duro Dos Caras!”. “Su señoría Enigma, exijo que emita sentencia ¡Batman se ríe del contencioso y demuestra clara animosidad hacia mi cliente!”. La abogada defensora, melena rubio limón, callada. El juez, toga verde con interrogaciones, levanta el mazo: “Diez años”. Arrastran al acusado dos alguaciles. “¡Pero Papá! ¡Batman nunca pierde!”. Silencio. “Anda recoge, vamos a cenar”. En el banquillo, aún silenciosa, se sienta una Barbie.

 

 

Queremos saber tu opinión