Niño Prodigio

Juan Carlos Moro Hernández · La Habana (Cuba) 

Tales son los avances de la educación, el desarrollo intelectual de las nuevas generaciones, y la herencia que trasmitimos en los genes, que en ocasiones temo cuando mi hijo, de apenas ocho años, me aborda con una duda. Anoche le observaba mientras resolvía los deberes escolares. Su maestra de literatura le indicó el análisis de un cuento infantil. De repente, como bólido, al tiempo que se subía a una silla que utilizó de improvisado estrado, me espetó: -Papá, en caso que Caperucita sea abogada como tú, si descubre que el lobo comió la mermelada que había llevado a su abuelita, y le atrapa tratando de devorar a la anciana, ¿crees que sería justa si le impone una fianza hasta que se celebre el juicio, o mejor, por los delitos comprobados, le aplica de facto la condena a vivir el resto de sus días postrado en una cama como una marmota?

 

 

Queremos saber tu opinión